Habilidades para la vida

Planificando la vida después de la graduación

¡Ya tu hijo es un estudiante de secundaria! Si te parece que ya casi casi has terminado de orientarlo en su experiencia escolar, pues... ¡Es verdad! Pero también tienen que tomar decisiones importantes sobre lo que vendrá después de secundaria.

Tal vez tengas un hijo que sabe exactamente lo que quiere hacer después de secundaria. O tal vez tu hijo tenga algunas ideas, pero ningún plan claro. O tal vez encoge sus hombros. Lo bueno es que todavía tienes un poco de influencia mientras vive en tu casa (¿tal vez?).

Estos son algunos temas para hablar con tu hijo adolescente sobre lo que viene después:

1

¿Qué trayectorias profesionales le interesan? ¿Qué tipo de formación o educación adicional necesita para conseguir lo que desea? Siempre es mejor obtener información de primera mano (porque tu hijo adolescente probablemente prefiera hablar sobre cómo conseguir un trabajo con alguien más que no seas tú). ¿Conoces a alguien que trabaje en los campos de interés de tu hijo y que pueda hablar con él de lo que implica su trabajo? ¿O que le permita acompañarlo durante un día? Piensa en las personas de tu comunidad que podrían hacerte ese favor: el pediatra de tu hijo, el veterinario, el mecánico de tu auto, el electricista o el dentista, o el gerente de un restaurante local, por nombrar algunos. Tu hijo debería explorar todas las oportunidades que pueda encontrar para adquirir habilidades en cualquier oficio que le interese, hacer prácticas o realizar actividades extracurriculares relacionadas con sus intereses.

2

En secundaria, tu hijo debe considerar lo que quiere hacer después de la universidad y si necesita un título para hacerlo. Muchos estudiantes salen de la universidad con un montón de préstamos estudiantiles, y no todos los graduados universitarios piensan que la inversión valió la pena. Hay muchas buenas razones para elegir una universidad de cuatro años, por supuesto, pero también hay muchos otros caminos hacia una vida adulta satisfactoria y económicamente estable, incluyendo programas de comercio y certificaciones profesionales en una amplia gama de campos. Tu estudiante debe tener clara la decisión de invertir en la universidad y cuáles son sus pros y contras. Algunos estudiantes querrán comparar la universidad, las oportunidades profesionales y el ejército cuando consideren qué hacer después de la escuela secundaria. El College Board ofrece una herramienta útil para reflexionar sobre las diferentes trayectorias profesionales y cómo planificar para el futuro.

3

Si tu hijo quiere asistir a la universidad, ¿cómo la pagará? Hablando de grandes inversiones, haz un plan desde ya para pagar la universidad. Hay muchas oportunidades para solicitar becas si sabes de ellas y aplicas con tiempo.

4

Tu hijo debe obtener la información necesaria sobre los requisitos de las certificaciones profesionales a las que aspira. Los estudiantes que están interesados en oficios comerciales pueden necesitar más cursos después de la escuela secundaria para obtener sus certificaciones (por ejemplo, en la universidad comunitaria o en un programa de formación profesional). Es una buena idea entender los requisitos para la certificación en su campo de interés, para que puedan obtener tantos créditos como sea posible en la escuela secundaria. Esto le permitirá ahorrar en costos de capacitación y le preparará para conseguir un trabajo lo antes posible después de secundaria (el consejero de la escuela puede ayudar a tu hijo a entender los requisitos en su campo de interés).

5

Si tu hijo desea tomarse un tiempo entre la secundaria y lo que venga después, ¿cómo va a emplear ese tiempo? Puede que te preocupe oír a tu hijo plantear la opción de "tomarse un tiempo libre" o un "año sabático". ¿Qué significa esto, exactamente? (¿Y no son un poco jóvenes para necesitar tiempo libre, de todos modos?) Más importante aún, ¿cuánto cuesta esto? Muchos estudiantes quieren hacer algo como trabajar o viajar entre la secundaria y su siguiente paso en la vida. Pero esto requiere una planificación cuidadosa, especialmente en lo que respecta a los aspectos financieros. Tal vez tu hijo quiera informarse sobre los programas "puente" o "de decimotercer año", que ofrecen apoyo financiero para que los estudiantes adquieran habilidades y calificaciones antes de aplicar a la universidad. (Lamentablemente, estos programas no están disponibles en todas partes).

6

Si tu hijo tiene una diferencia de aprendizaje y pensamiento o recibe algún tipo de servicio de apoyo en la escuela, planifica con antelación su transición fuera de la escuela secundaria. Si tu hijo va a continuar su educación, querrás planificar cómo recibirá las adaptaciones que necesita para aprender. (Los estudiantes universitarios ya no están cubiertos por la Ley de Educación para Personas con Discapacidad, pero siguen estando protegidos por la Ley de Estadounidenses con Discapacidades, y las universidades están obligadas a tener una oficina de accesibilidad para apoyar a los estudiantes). Y hay https://www.understood.org/es-... que los estudiantes pueden tomar después de la escuela secundaria, con el apoyo adecuado que necesitan.